Club Balonmano Huesca

Noticias

La clínica Ferrer Salud respalda el estado óptimo de la plantilla del Bada Huesca

La salud de los jugadores del Bada Huesca cuenta este año con el respaldo de la clínica Ferrer Salud, que pone a la disposición de toda la plantilla sus recién estrenadas instalaciones, para poder atender a los jugadores a través de sus servicios de fisioterapia, osteopatía y podología. Además, el centro ejerce esta temporada de patrocinador personal de Marco Mira, que lucirá en su camiseta el logotipo de la compañía.

Sergio Ferrer, que fue fisioterapeuta del Bada el pasado curso, se encuentra al frente de la clínica, y ejerce además como podólogo del conjunto. Un trato, que ante la continuidad de gran parte de la plantilla, hace que sea total su conexión con los jugadores y agilice mucho el trato. Además, Ferrer cumpla las labores de segundo fisio, cubriendo a Alfonso Juan en casos puntuales, cuando no puede viajar con el equipo. “Para mí es un orgullo poder seguir formando parte del cuerpo técnico del Bada y abrir mi clínica a los jugadores, además de poder ejercer de patrocinador con un peso pesado de la plantilla como Marco Mira”, aseguró Ferrer en el propio centro, situado en el número 4 de la calle Teruel.

Allí estuvo también el capitán del conjunto, agradeciendo igualmente el respaldo de Ferrer Salud con este patrocinio. Marco Mira habló ante los medios de su lesión, que espera dejar totalmente atrás de cara al encuentro contra Teucro, que se disputará el próximo 14 de octubre en el Palacio de los Deportes.

 

 

Por tanto, el Bada Huesca cuenta con diez días para recuperarse tanto física como mentalmente, ya que las dos últimas derrotas, que llegaron tras la remontada del rival, han sido especialmente duras para los de Nolasco. Su capitán no conseguía fijar los motivos de esos resultados, pero destacó que pese a las derrotas, el conjunto está haciendo un buen balonmano.

Desde su perspectiva de veterano dentro del vestuario, Marco Mira predice que la temporada puede ser muy positiva para el equipo. “Lo veo como un curso importante, ya que el año pasado se hicieron las cosas muy bien. El club mantuvo ese bloque y podemos intentar repetir o mejorar la temporada. No obstante, este comienzo ya estamos comprobando que la liga está muy igualada y que será muy difícil sumar puntos sea cual sea el equipo al que nos enfrentamos”, concluía.